FARC liberaria a tres secuestrados

diciembre 26, 2007

En contraposición al gobierno de Bogotá que el mes pasado lo desautorizó para mediar con las FARC, el presidente venezolano Hugo Chávez afirmó a tempranas horas de este miércoles que sólo esperaba la "luz verde" de Colombia para rescatar a los rehenes que esa guerrilla ofreció liberar unilateralmente.

"(Está) listo un grupo de aeronaves" para recoger a los tres rehenes, acotó el mandatario, quien mostró los aeropuertos venezolanos desde los cuales podría partir o retornar la que denominó "caravana aérea humanitaria" en busca de los liberados en Colombia.

"Pudieran estar libres ya", dijo Chávez al expresar que si el gobierno colombiano autorizaba la operación, los tres rehenes podrían ser entregados en "las próximas horas".

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) ofrecieron entregarle a Chávez a los rehenes Clara Rojas, su hijo procreado en cautiverio Emmanuel y la ex congresista Consuelo González.

Rojas, de 44 años, era la jefa de campaña de Ingrid Betancourt durante la campaña presidencial colombiana en 2002. Fue secuestrada junto con Betancourt el 23 de febrero del 2002, pocos días después que se interrumpieran las negociaciones de paz con el gobierno del entonces presidente Andrés Pastrana (1998-2002).

Chávez declaró que, simultáneamente a la rueda de prensa que él ofrecía, su vicecanciller entregaba en el ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia el plan para proceder a la liberación de los rehenes que ya había sido discutido con las FARC.

Chávez expresó que una de las opciones consideradas para liberación sería la localidad colombiana de Villavicencio -previa autorización del gobierno de Bogotá-, desde donde partirían los helicópteros venezolanos para retirar en un punto desconocido a los secuestrados.

"Operación transparencia"

La dirección de los helicópteros "sólo se sabrá cuando arranquen de Villavicencio… es una exigencia de las FARC que entiendo como militar que soy", señaló Chávez.

Luego de recoger a los tres rehenes, las aeronaves volverían a Villavicencio, y de allí hasta algún aeropuerto venezolano.

El presidente Chávez llamó al operativo "Operación Transparencia", porque "tenemos distintas opciones para una entrega clandestina pero no la queremos, sería muy riesgosa… por eso, la transparencia". Antes de que comience, tendría que estar avalada por el gobierno del presidente colombiano Alvaro Uribe.

Para concretar la liberación Venezuela solicitó el apoyo de los gobiernos de Francia, Brasil, Argentina, Cuba, Ecuador y Bolivia, quienes acordaron el envío de comisionados que participarían en la operación, dijo Chávez.

Agregó que si Colombia apoya el proceso y resulta exitoso el rescate podría darse la liberación de un segundo grupo de secuestrados en el que estaría la franco-colombiana Betancourt.

Chávez y la senadora colombiana Piedad Córdoba efectuaron un proceso de mediación, el cual fue cancelado abruptamente en noviembre por Uribe, lo cual provocó un agudo deterioro en las relaciones diplomáticas entre ambos países.

En esa ocasión, Uribe dijo que Chávez había violentado las condición de no tomar contacto con el jefe del ejército colombiano.

El grupo guerrillero insiste en la necesidad de desmilitarizar los municipios de Florida y Pradera por 45 días para negociar la libertad del resto de rehenes a cambio de la de cientos de guerrilleros, incluidos dos que fueron extraditados a Estados Unidos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: